*

Especiales

Portada  |  03 junio 2019

#Rezadores: historias de vida detrás de la oración

Tres relatos de personas comunes que encontraron en el rezo una respuesta a la incertidumbre. Informe con Guillermo Panizza.

El rezo es la conexión con Dios para los creyentes, es su alternativa ante las imposibilidades del mundo terrenal. En cada templo se multiplican agradecimientos y pedidos de personas que depositan su fe en el más allá. ¿Pero qué hay detrás de una oración? 

Blanca Beatriz Zarza Santacruz (55 años) 

Blanca nació en Paraguay, vino a la Argentina a principios de los 90 para trabajar, dejando a sus cuatro hijos al cuidado de su suegra, luego se asentó en Mataderos y pudo traer a sus hijos. Los crió sola, como pudo, siendo empleada doméstica con cama adentro 6 días a la semana y haciendo changas.

A los 45 años le encontraron un tumor en el endometrio y cinco años atrás tuvo cáncer de mama, le extirparon un pecho y ahora se hace controles semestrales en el Hospital Santojanni y espera turno para la cirugía de reconstrucción.

Ella asiste habitualmente al templo de San Pantaleón, donde pide por su salud y agradece por cada día. Además allí trabaja tres días a la semana cocinando, los otros dos días hace changas o cuida a sus nietos. Hace dos años atrás falleció su nietito de 4 años de muerte súbita, fue uno de los dolores más grandes de su vida.

Salvador Musumeci (50 años)

Vive actualmente junto a sus hermanos en la casa familiar que heredó del padre. Trabaja como empleado doméstico, y por la crisis económica no le aumentan el sueldo.

No tuvo hijos y sólo una novia de muy joven, fue adicto a las drogas y al alcohol pero se recuperó, tiene una discapacidad en la pierna izquierda por una severa lesión que tuvo en su adolescencia que luego se complicó con un tumor. Su conversión a la fe cristiana lo ayudó a salir de sus adicciones y reconvertir su vida.

Celina Badalic (19 años) 

Estudiante en profesorado de Ciencias Biológicas, antes estudió otras cosas pero nada la hacía verdaderamente feliz. Vive con su familia quienes son muy creyentes. Trabaja ayudando a su padre en su estudio contable y participa de las actividades de la juventud de la iglesia en la Catedral de Morón. Actualmente está de novia con un chico a quien conoció en un boliche, ella asegura que ese encuentro fue obra de Dios.

Comentarios