*

Internacional

Portada  |  30 junio 2020

La NASA presenta un collar que evita que su portador se toque la cara

Se denomina PULSE y cualquiera lo puede replicar con una impresora 3D.

Muchas veces al día, las personas nos tocamos de manera inconsciente la boca, la nariz o los ojos, que son las puertas perfectas para que el nuevo coronavirus se adentre en nuestro organismo.

Por ello, ingenieros de la NASA desarrollaron un dispositivo que ayuda a controlar nuestros gestos y a no llevarnos las manos a la cara.

El dispositivo, llamado PULSE, es un colgante que empieza a vibrar cada vez que detecta la presencia de una mano en la cercanía de la cara, haciéndonos conscientes de lo que estamos haciendo.

Según el esquema de los investigadores del Laboratorio de Propulsión a Chorro (JPL) de la NASA, el collar cuenta con un control táctil, un motor de vibración y un sensor infrarrojo y se alimenta de una pila de tipo botón de 3 voltios.

La comodidad del dispositivo consiste en que su pequeño tamaño hace que la persona se olvide fácilmente de que lo lleva puesto y no obstaculiza llevar una mascarilla o respirador.

El cuerpo del colgante puede fabricarse con una impresora 3D. Sus instrucciones fueron publicadas por el laboratorio bajo la forma de dominio público, lo que permite que cualquier empresa fabrique y comercialice el collar sin necesidad de pagar patente.

Comentarios